Home > Nacionales > Visita de asambleísta a exagente del caso Balda eleva polémica en Asamblea

Visita de asambleísta a exagente del caso Balda eleva polémica en Asamblea

 

La visita de la asambleísta correísta Sofía Espín a la cárcel de mujeres de Quito, el pasado 24 de septiembre, llevó polémica al Pleno de la Asamblea Nacional. La conversación que mantuvo durante 15 minutos con la exagente de la Senain Diana Falcón fue considerada por el abogado, Fernando Chimbo, como un “despropósito de sus funciones legislativas”.

Con un retraso de media hora y sin cambios en el orden del día, la Secretaria de la Asamblea leyó el primer punto del día: una resolución propuesta por el asambleísta Esteban Bernal, para que se realice la investigación que determine posibles sanciones para Espín.

“Los ciudadanos buscan confianza en su representantes. No podemos permitir que los asambleístas crean que están por encima de la Ley. Basados en el documento presentado por el abogado Chimbo, ante la Presidencia del Parlamento, hemos redactado este proyecto de resolución”, indicó Bernal en su participación.

15
minutos habló la legisladora con la exagente, según su versión. El documento es un escrito de dos páginas que Chimbo entregó a la presidenta de la Asamblea, Elizabeth Cabezas, el lunes, donde se insta a “investigar y sancionar” a Espín por su visita a la cárcel.

Se basa en el incumplimiento de los artículos 162 y 163 de la Ley de la Función Legislativa, y además, alega injerencia en un proceso judicial, porque Espín fue acompañada de una de las abogadas que representa al expresidente Rafael Correa, en el caso del secuestro a Fernando Balda, en el que es procesado.

Su defensa
La asambleísta Espín declaró, durante su intervención, que las críticas a su visita al reclusorio es una “persecución política de este régimen”. “No puedo creer cómo mi conversación de 15 minutos con la ciudadana Falcón ha dejado de lado temas realmente importantes para el país: el desempleo, la economía y nuestro sistema de justicia, por ejemplo”, agregó.

9
días han pasado desde ese encuentro.Solicitó que el ministro encargado de Justicia, Paúl Granda, comparezca ante la Asamblea para que “explique cuáles fueron esos supuestos procedimientos” que incumplió. “Porque a mí me pidieron mi cédula de identidad y me colocaron un sello en el antebrazo antes de entrar. Si se llegan a perder los videos o registros de eso, no será culpa mía, sino de los encargados”.

Granda, por su parte, a través de su cuenta personal de Twitter, informó que está dispuesto a asistir al Pleno “en cualquier fecha y hora”.

En medio de la sesión, la presidenta Cabezas pidió un receso de una hora para recibir al emir de Catar, en visita oficial al Parlamento. Cuando se retomó la discusión, no se permitieron nuevas intervenciones y se pospuso para mañana la votación del proyecto de resolución introducido por el asambleísta Bernal. (JDC)

fuente:https://lahora.com.ec/

Comentarios