Home > Intercultural > Otavalo: El ritual del Tumarina da inicio al nuevo año andino

Otavalo: El ritual del Tumarina da inicio al nuevo año andino

Los pueblos andinos realizan cada marzo la ceremonia ritual del Tumarina que, según los sabios ancestrales, corresponde al inicio del nuevo año andino. El pueblo kichwa de Otavalo no pierde esta tradicional celebración.

Luego de concentrarse en el parque Bolívar, de Otavalo, junto al monumento a Rumiñahui, encabezados por la Banda Municipal, se dirigieron en caravana a la Gruta del Socavón para realizar el ritual correspondiente.

En la Gruta del Socavón se formó un círculo con todos los presentes, dentro de este se colocaron los alimentos bendecidos y también las flores y el agua como símbolos de esta ceremonia. Posteriormente, se procedió al ritual junto a la vertiente natural, donde el sabio puso agua y flores en el cuerpo de las personas presentes.

El Tumarina también es considerado como un tiempo de reencuentro con la vida que brota del agua y la tierra. Es parte de esta costumbre también ver a las mujeres indígenas recolectar productos como la naccha sisa, el taire sisa y la tucto sisa (flores amarillas de ñacha, chochos, maíz) para que formen parte de la purificación y el florecimiento de la comunidad indígena.

AGRADECIMIENTO. Una de las ñustas participa de la bendición de los frutos recibidos de la Pachamama.
Sisay Pacha
Alfonso Cachimuel, miembro del Centro de Sabiduría Ancestral y quien normalmente es el encargado de esta ceremonia, señala que esta es la época del Sisay Pacha (temporada de las flores). “Nuestros antepasados celebraban el 21 de marzo al mediodía el verdadero año nuevo; la imposición de la cultura exógena que vino de Europa hace aproximadamente 526 años nos hizo imponer que el 31 de diciembre a medianoche terminaba el año”.

Por su parte, Rafael Maigua, quien organizó este evento, manifiesta que estos rituales son sagrados para los pueblos kichwas. “Es una ceremonia de purificación y fortalecimiento con la Pachamama, para esto hemos escogido esta vertiente natural, que nos permite realizar este ritual dentro del mismo sector urbano”.

Fortalecimiento de las tradiciones
José Quimbo, vicealcalde de Otavalo, aseguró que el Municipio siempre estará pendiente de estos actos culturales para fortalecer estas ceremonias que dan a conocer el inicio del año nuevo andino.

“Nosotros no solo fomentamos estas actividades, sino también participamos activamente, por eso estos eventos debemos ir posisionando progresivamente, incluso para convertirlos en un producto turístico que Otavalo puede ofrecer al mundo”, indicó.

El 21 de marzo marca el comienzo del año, al cual se le denomina Mushuk Nina, que significa ‘Fuego Nuevo’, es cuando el nacimiento de las cosechas dan el inicio del calendario andino, que es dado por los equinoccios y solsticios como un nuevo ciclo de vida, la gran celebración de cosechar y compartir granos tiernos. (PMHR)

Armonía con la tierra
° El Tumarina es una actividad milenaria de la cosmovisión indígena. El agua y las flores son los elementos para realizar el ritual que hace evocación al ser humano que se encuentra en armonía con la Tierra.

FUENTE:https://lahora.com.ec/

Comentarios