Home > Nacionales > Marcha contra las medidas económicas, aumenta el debate

Marcha contra las medidas económicas, aumenta el debate

 

Las organizaciones sindicales e indígenas definieron ayer una postura crítica frente a las últimas medidas económicas tomadas por el Gobierno de Lenín Moreno. A tal punto, que el Frente Unitario de Trabajadores (FUT) protagonizará mañana una movilización nacional desde las 16:00. En Quito la concentración será en el parque El Ejido para ir a la Plaza Grande.

En cuestión de justificaciones, José Villavicencio, presidente del FUT, aseguró que las medidas obedecen a la presión de los grandes grupos económicos del país y del Fondo Monetario Internacional.

“Eliminar el subsidio a la gasolina súper solo fue el primer paso, luego dirán que el pueblo está consumiendo más gasolina extra y que eso le cuesta más al Estado en subsidios e irán incrementando el precio de los combustibles”, dijo.

90
días durará el diálogo para pensar nuevas medidas sobre subsidios. Mencionó, como alternativas para obtener recursos, un eficiente cobro a los evasores de impuestos, recuperar los dineros desviados producto de la corrupción y la revisión de la intermediación petrolera.

La Conaie analizará mañana, en un consejo político que se realizará en Macas, las estrategias para oponerse a las medidas. “La subida de la gasolina va a afectar definitivamente a todo el pueblo, y por ende nuestro rechazo”, dijo el dirigente Manuel Castillo.

Tanto a los sindicatos como a los indígenas les preocupa que la eliminación o la fusión de entidades deje en el desempleo a centenares de trabajadores del sector público, porque es una medida que afecta directamente al pueblo, a los más vulnerables, a la estabilidad laboral.

El camino del diálogo
El FUT considera contradictorio que primero se hayan anunciado las medidas y luego se pretenda convocar a un diálogo para analizar la focalización de subsidios, posibilidad con la que la organización sindical está en desacuerdo.

2,98
dólares cuesta la gasolina súper desde ayer. “El diálogo tiene que ser participativo, frontal, donde podamos confrontar las propuestas y las ideas. El diálogo no significará avalar las políticas que están implementando”, dijo Villavicencio.

Sin embargo, Édgar Sarango, presidente de la Confederación de Trabajadores del Ecuador (CTE), una de las filiales del FUT, considera que una vez adoptadas las medidas, es necesario buscar una salida adecuada para no seguir afectando a la población.

“Creo que hay alternativas”, dijo Sarango, y tenía previsto presentarlas durante una reunión que su organización tenía que cumplir con la vicepresidenta, María Alejandra Vicuña. “En este diálogo de 90 días deben aflorar muchos resultados, ya que el Gobierno empezó con un proceso de puertas abiertas, pero esos diálogos están quedándose y necesitamos reactivarlos”, dijo el dirigente.

EL DATO
En Guayaquil la movilización iniciará a las 17:00. El asambleísta Lenin Plaza (PAIS) considera que, ante la crisis económica que vive el país, era necesario buscar una salida, por lo que el Gobierno tiene que realizar todo esfuerzo para que las medidas no impacten a la gente pobre. Y ese camino es el diálogo, asegura el legislador, quien también se muestra contrario a la eliminación de los subsidios.

El analista económico Víctor Hugo Albán descarta que las medidas vayan a tener un efecto inflacionario o que vaya a afectar a cierto sector de la transportación, en el caso de la subida del precio de la gasolina súper.

A su criterio, si bien no era lo que se esperaba, “había que iniciar por algo” para superar una situación económica difícil y grave. “Hay una intencionalidad que de alguna manera va a ayudar al país. Empezamos por algo”, dijo. (HCR)

fuente:https://lahora.com.ec/

Comentarios