Home > Provinciales > Denuncias de corrupción retrasan la construcción del hospital en Pedernales

Denuncias de corrupción retrasan la construcción del hospital en Pedernales

Meses después del terremoto de abril del 2016 que azotó a Manabí y Esmeraldas, se anunció que se destinaría parte de los recursos de la Ley de Solidaridad (pagada con impuestos de la mayoría de ecuatorianos) para la construcción de un hospital de 30 camas en Pedernales, que tiene una población de más de 60 000 habitantes.

La infraestructura hospitalaria se levantaría en un área superior a los 5000 metros cuadrados. En un primer proceso de adjudicación, la obra tenía un costo de $15,7 millones. El Servicio de Contratación de Obras (Secob) anunciaba en su página web que el viernes 16 de julio de 2019 se firmaba la resolución de adjudicación del proceso de construcción del hospital básico de Pedernales.

Pero dos meses después de ese anuncio se mostró una primera huella de corrupción.

El 18 de septiembre de 2019, el entonces secretario Anticorrupción, Iván Granda, denunció que la compañía Tippmann S. A. –a la que le habían adjudicado la obra en primera instancia– entregó pólizas falsas de garantías por cerca de ocho millones de dólares.

La constructora Tippmann S. A. había presentado las garantías depositadas en una cuenta de la Cooperativa de Ahorro y Crédito de la Pequeña Empresa (Cacpe) Pastaza, pero esta entidad crediticia certificó no haberlas emitido.

Hospitales ofrecidos a Manabí por terremoto ahora hacen falta
La semana pasada, la Contraloría General del Estado aprobó un informe determinando indicios de responsabilidad penal por este primer contrato fallido, porque la empresa a la que se le adjudicó la obra presentó garantías carentes de legalidad como respaldo para la ejecución de los trabajos, y otras irregularidades.

El Secob realizó una nueva licitación a finales del 2019. A través del memorando SECOB-CZA-2019-2111-M, del 11 de diciembre del año pasado, se señalaba la recomendación de adjudicación del contrato de construcción del hospital Básico de Pedernales al Consorcio Pedernales-Manabí.

El contrato fue firmado el 13 de febrero de 2020 y el 6 de marzo el Secob anunció la entrega de $8,2 millones al consorcio (la mitad del costo total de la obra). El hospital debía ser entregado 360 días después de la firma del contrato.

El inicio de los trabajos se dio a comienzos de mayo, por la pandemia COVID-19, dijo Alvin Vera, integrante de la veeduría ciudadana de esta obra.

El consorcio Pedernales-Manabí está conformado por José Leonardo V. S. y Johnny Temístocles T. H. El primero fue detenido el pasado 15 de mayo, junto con otras ocho personas procesadas por el delito de lavado de activos.

Entre esos detenidos se encuentra Jean Carlos B., asesor del asambleísta manabita Daniel Mendoza. Entre las evidencias halladas estaban más de $1,6 millones entre dinero en efectivo y cheques de una cuenta del consorcio Pedernales-Manabí que aún no habían sido cobrados. Por este proceso el Juzgado de Garantías Penales de Portoviejo determinó 90 días para la instrucción fiscal.

En el portal web Los Periodistas se hace referencia a que representantes de la empresa Hospitev, que también entró a la puja por ganar el contrato, cuestionan la adjudicación de la obra del hospital al Consorcio Pedernales-Manabí.

En la información se indica que la empresa, entre otras irregularidades, habría incumplido el patrimonio mínimo, al presentar un monto de $162 173, cuando lo exigido en las bases era de $2 628 803.

Francisco Bravo, integrante del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social (CPCCS), señaló que este organismo resolvió el miércoles 20 solicitar al contralor Pablo Celi que se practiquen exámenes especiales a los procesos preparatorios, precontractuales, contractuales y ejecución a la recontratación de la fiscalización y construcción del nuevo hospital Básico de Pedernales. Se pidió que este proceso abarque el periodo desde el 1 de enero de 2018 hasta el 31 de mayo de 2020. (I)

fuente_https://www.eluniverso.com/

Comentarios