Home > Nacionales > Caso Gabela: coimas, paraísos fiscales y Senain entran en escena

Caso Gabela: coimas, paraísos fiscales y Senain entran en escena

 

El asesino del general Jorge Gabela ya está muerto. Francisco Israel Cruz Vargas fue asesinado el 19 de diciembre de 2012. Ese mismo día, dos años atrás, su mano izquierda disparó el arma que hirió letalmente al excomandante de la FAE, quien murió tras 10 días de agonía. Pronto serán ocho años de este crimen en impunidad y, sin embargo, Patricia Ochoa, su viuda, ha vivido los últimos meses con una filosa inquietud: ¿se ha cruzado en los pasillos de la Asamblea con los ojos de los autores intelectuales de la muerte de su esposo?

La Asamblea, precisamente, se echó al hombro la tarea de analizar “documentación relacionada con la muerte del Gral”. Para ayer se tenía prevista la aprobación del informe final que se condensa en 17 observaciones de negligencias del Estado y plantea 10 recomendaciones.
En el primer ámbito, el documento base del informe final apuntaba a “la posible existencia de un crimen de Estado. Esto deberá ser analizado por las instancias respectivas con la finalidad (de) que determinen las responsabilidades de las instituciones estatales, sus servidores, funcionarios y/o delegados”.

En el segundo ámbito, la comisión legislativa planteaba, entre otros, dos acciones cruciales a los ojos de la familia Gabela Ochoa. Uno: que la Unidad de Análisis Financiero y Económico estudie el patrimonio y los movimientos financieros de los funcionarios, exfuncionarios, familiares y proveedores en el proceso de compra de los fallidos helicópteros Dhruv, como también de los integrantes del Comité Interinstitucional creado por el expresidente Rafael Correa para investigar el crimen de Gabela y de los agentes fiscales que siguieron la causa.

Son 67 nombres, entre ellos los de Rafael Correa, los exministros Wellington Sandoval y Javier Ponce, los generales Alonso Espinoza, Rodrigo Bohórquez y Leonardo Barreiro, Juan Cortez, René Astudillo…

La segunda recomendación capital del documento base indicaba que Fiscalía, Contraloría y la UAFE deben determinar la presunta vinculación de Sumil –proveedora de los Dhruv– con empresas en paraísos fiscales vinculadas con los ‘papeles de Panamá’.

En la Asamblea, de hecho, la noche del lunes 12, se conoció información al respecto. Y por otro lado, una fuente que ha indagado los mecanismos de ciertas empresas ‘off shore’, bajo reserva de su nombre, corroboró a este Diario que en el proceso de adquisición de equipos militares hubo coimas. Y en la escena entra la antigua policía política de Rafael Correa. “Se evidencia –dice la fuente– que un agente de la Senain tenía a su cargo empresas ‘off shore’ y estas se involucran con otras en las cuales posiblemente se destinaron los dineros del armamento. Puede resultar que una de estas empresas esté a nombre de los generales y eso sería una gran sorpresa para el país”. Solo un dato coincidente: una semana después de la firma del contrato de los Dhruv, uno de los militares relacionados con el proceso hizo un viaje ida por vuelta a Panamá.

¿Coimas? La hipótesis vuelve a tomar fuerza. Patricia Ochoa está convencida de que las hubo y cada vez que piensa en ello recuerda tres vehículos 4×4 híbridos de alta gama… El perito Roberto Meza, contratado por el Comité Interinstitucional para indagar el crimen del excomandante de la FAE, también habló de coimas. Lo dijo semanas atrás a Hernán Higuera, investigador de Ecuavisa, y lo confirmó ayer a este Diario. “Hubo coimas –dijo, mediante un enlace digital–. Es un esquema y esto envuelve a los proveedores, a sus representantes, sus asesores, los políticos, los militares. Es una cadena bastante amplia”.

Sin embargo, hay versiones sobre coimas un poco más antiguas. De 10 años atrás. El investigador Fernando Villavicencio recuerda que el 11 de marzo de 2008, Homero Arellano –quien ocupó varios cargos en el correísmo– le entregó un documento en cuyas líneas iniciales se leía: “los intereses de Silvio Heller (+), dueño de Sumil”. Párrafos después, se menciona lo siguiente: “El Sr. Heller acostumbra grabar conversaciones cuando llega a pactar comisiones con los oficiales en ciertos proyectos”.

Dos semanas después, el 25 de marzo, a los archivos del Ministerio de Defensa, en tiempos de Wellington Sandoval, llegó una carta donde se leía que “el helicóptero Dhruv cuenta con las mejores características técnicas y el mejor precio del mercado”. (IFP)

fuente:https://lahora.com.ec

Comentarios