Home > Intercultural > Artesanías tsáchilas recorren el mundo

Artesanías tsáchilas recorren el mundo

 

Autoridades, reinas de belleza, personal de instituciones y viajeros han adquirido las artesanías alusivas de la cultura tsáchila para llevar un recuerdo de Santo Domingo a las diferentes partes del país y el mundo.
“Gente que va de viaje a Italia, España, Londres y otras naciones llevan los recuerdos, al igual que los turistas locales y extranjeros que visitan nuestra provincia”, comentó la artesana Teresa Lema.

Las manos de esta mujer son las encargadas de darle originalidad a cada artículo. En los 18 años que tiene de experiencia, ha podido plasmar más de 60 modelos de figuras que están en muñecas de tela, joyeros, bolsos, adornos para la cocina, relojes, jarrones, llaveros, lámparas, entre otros artículos.

El emprendimiento nació en el año 2000, cuando se dio paso al dólar en el país, aunque siempre fue habilidosa realizando ramos de novias gracias al incentivo de una amiga que tuvo la idea de cambiar de actividad. En su mente idea los modelos, no utiliza moldes, ni máquinas, sus manos y su creatividad son su herramienta de trabajo.

Don. Teresa Lema se toma su tiempo para crear los muñecos tsáchilas.
Elaboración

El trabajo de Teresa inicia desde las elaboración de la materia prima, pues con el porcelanicron (masa hecha con pega vinílica y maicena, fácil de moldear y trabajar) empieza a dar forma a los cuerpos de las artesanías tsáchilas. Luego de moldear, hay que esperar tres días de secado.

El Dato
Teresa Lema trabaja en la plaza Wilson, calles Guayaquil y Mulaute, donde se exhiben las artesanías.
Mientras tanto hace el vestuario del muñeco, sea falda o pantalón. Después se coloca las extremidades y se dedica a pintar la figura.

El toque final es el acabado con ‘súper glass’, una pintura que deja una textura brillosa que es fácil de limpiar y no se daña con el agua.

La elaboración de una pieza pequeña toma cuatro días.

Venta. Los trabajos que elabora Teresa Lema son llevados a otras partes del país y del mundo.
Más variedad

Al principio, Teresa realizaba las artesanías en un pequeño taller en su casa, pero desde hace unos meses decidió instalar un local en la Plaza Wilson, en el centro de Santo Domingo, al cual lo llamó ‘Centro de arte turístico de artesanías tsáchilas’.

El Dato
Los precios de los productos varían desde los 3 dólares hasta los 50 dólares.
Para ella cada día es un nuevo reto, pues los clientes piden variedad y ella no duda en innovar. “Trabajo para que no se pierda el mercado en la provincia y así expandir nuestra identidad al resto del mundo”, señaló.

La línea de artesanías se está ampliando para plasmar las demás nacionalidades del país, como la comunidad afroecuatoriana y montuvia. También ha optado por pintar artículos en caña como jarrones, lámparas, esferos y portarretratos. Además, se incorporó un sello en cada objeto culminado, estos llevan la marca de ‘TeresTsáchila’. (DA)

FUENTE:https://lahora.com.ec

Comentarios