Home > Farándula > Andrés Calamaro, con un disco que rememora la ‘vieja escuela’

Andrés Calamaro, con un disco que rememora la ‘vieja escuela’

 

Andrés Calamaro vuelve a sus raíces roqueras y se reencuentra con los solos de guitarra y las canciones pegajosas en ‘Cargar la suerte’, su decimoquinto álbum de estudio solista, que además lleva un título taurino, aunque ha dicho en una entrevista con agencias internacionales que espera no ofender la sensibilidad de los aficionados a los toros.

El disco, que ya se encuentra en las principales plataformas web, contiene una docena de temas que Calamaro -nacido en Buenos Aires, 1961- grabó durante tan solo cuatro días en un estudio de Los Ángeles (EE.UU.), donde pudo volver a la ‘vieja escuela’ y reunió a 10 músicos en una sala de grabación.

“‘Cargar la suerte’ no es el título de ninguna de las canciones, ni es una frase que yo cante en ningún momento del disco”, explica el cantante, quien añade que, metafóricamente, la expresión sería “como torear con el toro cerca”.

“Espero no ofender la sensibilidad de los aficionados taurinos, sino todo lo contrario. Es posible que los ‘haters’ de las corridas de toros reaccionen frente a este título, como es probable que no se enteren de nada también. Pero tengo curiosidad por saber cómo resulta este título a la comunidad de aficionados a la tauromaquia”, señala.

Raíces contemporáneas
Andrés también responde a lo que podría llamarse ‘vieja escuela’: “Para grabar en cuatro días se aconsejan una serie de cosas. Los músicos tienen que tocar bien, con sangre fría y caliente al mismo tiempo. Tocar con generosidad, con seguridad, con inspiración, con sonido. Hay que poder grabar a una serie de cinco, nueve o diez músicos, todos a la vez. No cualquier estudio está preparado”, apunta.

Grabado en los estudios Sphere de Burbank, el disco presta especial atención a las guitarras, que empuñan Mark Goldenberg y Rich Hinman.

“Lo que este disco recupera es la guitarra solista, no solamente la guitarra para acompañar un tirón de letra, sino una pausa en el canto para la guitarra solista, el punteo”, explica el argentino.

‘Remisero’
‘Remiseros’ se les dice a quienes conducen un taxi o, como le dicen en Argentina, ‘remís’ y ese es el papel que encarna Andrés Calamaro en el videoclip de su primer sencillo promocional ‘Verdades afiladas’, una canción que rememora al Calamaro de hace 20 años, con producciones como ‘Alta suciedad’ u ‘Honestidad brutal’.

EL DATO
Y todos grabaron juntos en una misma sala, bajo la dirección técnica de Gustavo Bornery según los arreglos escritos por Germán Wiedemer.Una de las más obvias del disco con esta esencia ‘vintage’ es ‘Tránsito lento’, que mezcla los vientos con una melodía pop bastante digerible.

Pero ‘Cuarteles de invierno’ se lleva el premio a la composición que conjuga la melancolía del ‘Salmón’ (apodo ganado hace varias décadas) con una sólida línea instrumental donde el solo de guitarra es el sostén de este tema de memorias y algo de lamento. “La procesión va por dentro” dice Andrés y lo complementa con “una cosecha de canciones llevo en los renglones”, algo que demuestra que la creatividad del bonaerense está lejos de apagarse y que puede sacar canciones como esta, una mezcla de experiencia musical que aún suena a moderno. (CC/AGENCIAS)

fuente:https://lahora.com.ec/

Comentarios